Browse Categories
Abastecedora Ferretera Nacional

Image and video hosting by TinyPic

Calentador de Paso

Abastecer con agua caliente una residencia o un establecimiento comercial o empresarial, más que tratarse de una comodidad, es una necesidad, ya que este líquido interviene en muchas actividades que se realizan de manera cotidiana. Tareas de higiene personal, de limpieza de espacios y trastos son sólo algunas de las actividades para las que se requiere de agua caliente, además en las temporadas del año en que la temperatura atmosférica es muy baja, incluso lavarse las manos puede resultar incómodo y complicado si no se cuenta con agua caliente y para obtenerla se puede recurrir a diferentes medios, como un calentador de paso.

Hasta hace algunas décadas el único método del que se disponía para poder elevar la temperatura del agua era colocándola en recipientes plásticos o metálicos y exponerla al sol, o bien, calentarla directamente sobre una hoguera. Con la invención de las estufas de gas y eléctricas, el agua comenzó a calentarse en recipientes metálicos directamente sobre el fuego de estos equipos, alternativa que era considerada la más cómoda hasta la aparición de calentadores de agua. Los calentadores de agua, también conocidos como boilers, facilitan la tarea de calentar el agua caliente que se emplea para diferentes actividades y actualmente existen diferentes modelos disponibles en el mercado, con capacidades y modos de funcionamiento distintos.

Los calentadores de almacenamiento o acumulación durante muchas décadas fueron los más comunes en nuestro país. Éstos se componen de depósitos en los que se almacena el agua para calentarla mediante un quemador de combustión que se encuentra en la parte inferior de tal depósito que, conectado a la red de distribución de agua, abastece de agua caliente el edificio en el que se instale tal equipo. Sin embargo, la disponibilidad de agua caliente con estos calentadores está limitada por la capacidad del contenedor, suelen consumir mucha energía y para que el agua caliente comience a salir por los grifos es necesario que se deje transcurrir un tiempo entre el momento en que se encendió el equipo y el momento en que solicitemos el agua. Para eliminar estos inconvenientes se desarrollaron los calentadores de paso, equipos que pueden utilizar como fuente de energía, electricidad o gas y que gracias a su práctico modo de funcionamiento se han popularizado bastante.

Un calentador de paso cuenta con sensores de flujo que detectan cuando se abre una llave de agua caliente para ponerse en funcionamiento, es decir, operan bajo demanda, por lo que su consumo de energía es menor. Una ventaja de este tipo de calentadores que trabajan sólo cuando se requiere es que la cantidad de agua caliente que pueden suministrar no depende de la capacidad del depósito, pues disponen de un pequeño sistema de tuberías en su interior por el que corre el agua para ser calentada. Además, por su modo de funcionamiento y diseño la temperatura del agua se puede elevar mucho más rápido, lo que elimina los tiempos de espera para disponer de agua caliente.

Existen dos tipos de calentadores de paso: los de rápida recuperación y los instantáneos. Los calentadores de paso de rápida recuperación tienen un pequeño depósito de agua al que llega el líquido tras recorrer el circuito de tuberías por el que se calienta. En estos calentadores, conforme es solicitada el agua caliente, sale el líquido del depósito en el que mantiene una temperatura constante y para disponer de más agua caliente sólo es necesario esperar el tiempo que le toma al agua recorrer el circuito de tuberías en el que se eleva su temperatura. Por otra parte, los calentadores instantáneos no tienen un depósito, por lo que son mucho más compactos, y en su interior sólo tienen el sistema de tuberías por el que fluye el agua fría a gran velocidad para calentarse.

Todos los calentadores de paso cuentan con termostatos para regular la temperatura del agua de salida y, aunque los dos tipos presentan muchas ventajas sobre los calentadores por acumulación, son los instantáneos los que resultan más eficientes y permiten un mayor ahorro de energía, pues no funcionan con pilotos. Además son bastante compactos porque no necesitan de un depósito, llegando a medir tan sólo entre 50 y 80 centímetros por su lado más largo. Sin embargo, existe un inconveniente con este tipo de calentadores y es que para funcionar correctamente el agua de entrada debe tener una presión constante, lo que vuelve necesario la instalación de una bomba de agua, sobretodo en edificios de dos o más plantas.

Otra ventaja que tiene el uso de un calentador de paso sobre un calentador por acumulación es el nivel de seguridad que ofrecen. La mayoría de los modelos en que se encuentran este tipo de calentadores cuentan con 6, 10, 14 o hasta 18 espreas, según la capacidad del calentador, superando en número las que se incluyen en un calentador de depósito, lo que los hace tanto seguros como silenciosos. Además cuentan con sensores de temperatura en la cámara de combustión, sensores que se encargan de detectar la llama y válvulas de sobrepresión, elementos que refuerzan la seguridad de los equipos. En cuanto a su instalación, es una tarea bastante sencilla, pero debido a sus requerimientos especiales, como el uso de una bomba para mantener una presión constante en el agua, se recomienda que se recurra a los servicios de un especialista.

Si estás pensando instalar un calentador de paso en tu hogar o negocio en ABASTECEDORA FERRETERA NACIONAL tenemos todo lo que necesitas. En nuestro catálogo de productos encontrarás además de equipos calentadores de agua, bombas, tuberías y herramientas para hacer su instalación correcta. Si deseas recibir información detallada acerca de los productos que ponemos a tu alcance puedes contactarnos vía telefónica o por email, además puedes solicitar una cotización desde nuestra página web sin ningún compromiso.



Shopping Cart
Your cart is empty.
Image and video hosting by TinyPic Image and video hosting by TinyPic